Tamaño letra:

PREMIO LÁZARO GUMIEL A LA INICIATIVA COFRADE

Antes de llegar a ser Hermano Mayor de nuestra querida cofradía, a Enrique Hernández Campos ya le rondaba la cabeza lo interesante que sería poder organizar nosotros mismos un Certamen o Premio que reconociera esa labor callada, oculta, u oscura que mucha gente realiza en nuestra ciudad a favor de nuestra Semana Santa. Un trabajo que conlleva en la mayoría de los casos muchos sinsabores, dedicar mucho tiempo, y estar expuesto a la crítica constante, pero que también deja un poso de alegría al comprobar cómo gracias al granito de arena que aportan, nuestra Semana de Pasión es una de las mejores del mundo. Premiar a estas personas, anónimas en muchos casos, sería la manera que tendría nuestra cofradía de decirles en voz alta “GRACIAS”, y de reconocerles esa labor.

La oportunidad de sacar adelante esta idea surgió hablando con los miembros del Comité Organizador del 75 Aniversario de la fundación de la Cofradía, a los que les pareció muy apropiado hacerla coincidir con los actos de aniversario que se estaban programando.

Tras recibir el apoyo de la Junta de Gobierno, Enrique Hernández Campos comentó su idea a dos auténticos entusiastas de todo lo relacionado con nuestra Semana Santa: Javier Burrieza Sánchez (Historiador y Secretario en el Real Colegio de los Ingleses) y Ángel Cuaresma Renedo, director de Onda Cero Radio Castilla y León. A los dos les sedujo la idea, y sugirieron ofrecer el proyecto a otro entusiasta, David Frontela Moro (Director del periódico “El Día de Valladolid”), que aceptó encantado, poniendo a nuestra disposición su periódico. Por último, a instancias de Enrique Hernández Campos, se unió Diego Arias Madero (creador del portal cofrade www.valladolidcofrade.com) y se sumó en ediciones posteriores, la Tienda “Dani Hombre”, donando un premio a sortear entre todos los votantes.

Se decidió que en las primeras ediciones el Premio se eligiera por voto popular, siendo el deseo de los fundadores el que a partir de su quinta o sexta edición se variase esta norma para nombrar un jurado formado por los ganadores de las anteriores ediciones del premio, junto a un voto popular y otro de la cofradía. Había nacido el Premio Lázaro Gumiel.

En una primera reunión se repartió el trabajo y se crearon unas Bases del Premio. David Frontela Moro publicaría un cupón diario en su periódico invitando a los lectores a elegir quien consideraban que se merecía el premio, de entre unos candidatos sugeridos por la organización, así como hacer un seguimiento con noticias puntuales sobre el premio. Diego Arias Madero estableció un sistema de voto similar, pero a través de su web. Ángel Cuaresma metió cuñas radiofónicas en Onda Cero animando a votar a la gente, y ofreció entrevistas con los organizadores del Premio. Javier Burrieza consiguió que el premio se pudiese celebrar en la maravillosa Capilla del Real Colegio de Ingleses, involucrando al mismo en la organización. Y Enrique Hernández se ocupó de buscar el premio físico en sí que se entregaría al elegido de entre los nominados, así como de coordinar todo el trabajo del resto de fundadores del premio y de darlo a conocer a toda la ciudad de Valladolid, quedando como Comisario del Gumiel. También diseñó el formato de la gala de entrega, y se encargó de la búsqueda de un coro o coral para amenizar la entrega.

Con los nervios a flor de piel por parte de todos, la primera edición consiguió su objetivo, y llamó la atención de todos aquellos relacionados con la Semana Santa.

En su Segunda Edición se sumó a los patrocinadores Canal 4 TV Castilla-León, ofreciendo información en sus programas sobre el Premio. También se sumó la Platería RIFC-Minatitlán, donando un premio a sortear entre todos los votantes. Este patrocinador sólo nos acompañaría en esta edición.

A partir de la Tercera Edición, Enrique Hernández Campos deja de comisariar el Premio, pasando esta responsabilidad a Daniel Guerra Sanz y Javier Cano Gimeno.

En la Cuarta edición, deja de comisariar dicho premio Javier Cano Gimeno, y la sustituye Rebeca Espeso Descalzo. Ese año se suman a los patrocinadores Justo Muñoz y Pabloska Regalos, donando un premio a sortear entre todos los votantes. Estos patrocinadores sólo nos acompañarían en esta edición.

En la Quinta edición, hubo una modificación en las Bases del Premio: “Para recibir el premio, las personas nominadas, se comprometerán a acudir a la gala de entrega del premio que se realizará en la Capilla del Real Colegio de San Albano (los Ingleses), situado en la C/ Don Sancho 22, Valladolid. Será en esta gala donde se dará a conocer el nombre del premiado.”

En la Sexta Edición, el Premio Lázaro Gumiel a la Iniciativa Cofrade, sigue siendo por voto popular. Por desgracia, uno de los patrocinadores que estaban con nosotros desde el segundo año, Canal 4 TV Castilla-León, nos abandonó.

En el año de la VII Edición del Premio Lázaro Gumiel, se realizó una modificación en la forma de realizar las votaciones, debido a la poca participación que el año anterior había tenido el cupón del periódico. Este año se decidió por parte de los organizadores del premio, junto con los colaboradores de este, que sólo se pudiera votar por Internet, por lo que se pusieron a disposición de la gente que deseara votar dos páginas: la del portal de internet Valladolid Cofrade y la de el periódico El Día de Valladolid, haciendo un enlace conjunto donde todos los votos irían al mismo sitio.

En la VIII Edición del Premio Lázaro Gumiel, se realizo una gran modificación en la forma de la elección del ganador, la cual consistió en que solamente los miembros de la Junta de Gobierno, junto con los Hermanos de Honor de la Cofradía, decidirían en una series de reuniones quién sería la persona o institución que tendría el honor de ser el premiado. De esta manera toda la responsabilidad de la elección del premiado, queda en manos de la Cofradía.

Aunque la estatuilla que se entrega al premiado ha cambiado en varias ocasiones de formato por causas ajenas a la organización del Gumiel, esta forma parte ya del imaginario popular. El cofrade en plata representa ese esfuerzo por hacer nuestra Semana Santa más universal de lo que ya lo es.

Como detalle anecdótico, comentar que en la segunda edición hubo un intento de “amaño” de votos vía Internet, y que gracias a la pericia de Diego Arias Madero pudo ser descubierto y anulado.

La elección de la persona o institución que ganará dicho premio, sigue siendo decisión de la Junta de Gobierno de la Venerable Cofradía de la Preciosísima Sangre de Ntro. Señor Jesucristo, junto con los Hermanos de Honor de la Cofradía.

En 2013 hemos celebrado el décimo aniversario de este premio, que ya tiene su hueco dentro de la semana santa vallisoletana, y por supuesto, en la historia de neustra nuestra Cofradía.

Este acto fue muy emotivo, pues se recordó todo el trascurso del premio desde el primero al décimo. Aprovechó la efeméride D. Guillermo S. Garabito (nieto del primer ganador de este premio) para dedicarnos unas emotivas palabras. También hubo una serie de agradecimientos, con entrega de obsequios, a los cuatro colaboradores que llevan con nosotros desde el principio.

GANADORES PREMIO GUMIEL:

  • 1ª EDICIÓN: D. Godofredo Garabito Gregorio.
  • 2ª EDICIÓN: D. Javier Burrieza Sánchez
  • 3ª EDICIÓN: D. José María Pérez Concellón.
  • 4ª EDICIÓN: D. José Antonio San Martín de la Riva.
  • 5ª EDICIÓN: D. Andrés Álvarez Vicente.
  • 6ª EDICIÓN: D. Ángel María de Pablos Aguado.
  • 7ª EDICIÓN: Rvdo. Monseñor D. Michael Kujacz.
  • 8ª EDICIÓN: Museo Nacional de Escultura de Valladolid.
  • 9ª EDICIÓN: D. Miguel Ángel Soria Ruano.
  • 10ª EDICIÓN: D. Ángel Cuaresma Renedo.
  • 11ª EDICIÓN: D. Diego Arias Madero.
  • 12ª EDICIÓN: D. José Delfín Val.
  • 13ª EDICIÓN: Centro de Conservación y Restauración de Bienes Culturales.